Estamos todo el día dándole vueltas para ver cómo podemos salvar al Comercio Local, quejándonos de la imposibilidad de competir con las grandes Plataformas de Venta On Line, pero no nos decidimos a cambiar el chip.

Esta iniciativa que se plantea en Vigo es una idea más de trabajar desde lo local para la ciudadanía. Esperamos una respuesta eficaz de los consumidores para apoyar al Comercio Local y veamos una posibilidad de réplica en multitud de Municipios de nuestro país.

Y que sepamos que esto no acaba aquí: hay que combinar estas actividades tecnológicas con la mejora de nuestros escaparates, nuestro urbanismo, nuestros servicios y actividades en la calle, que florezca de nuevo la ciudad como espacio de encuentro, de cultura, de ocio y de amistad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *